Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
Cine Rugoleor

La tortuga roja (2016)

13 Enero 2017 , Escrito por Cine Rugoleor Etiquetado en #Estrenos 2017, #Animación

Fotograma: La tortuga roja (2016)

Después de que su barco se hunda en el mar, un hombre consigue llegar a una isla tropical desierta, únicamente poblada por tortugas, cangrejos y pájaros. Para intentar salir de ese lugar, el náufrago construye una balsa casera con ramas y demás objetos que encuentra. Sin embargo, cuando se echa a la mar, una enorme tortuga roja destruye su embarcación, frustrando su intento de ser rescatado. Desde ese momento, se creará una relación muy especial entre el desafortunado habitante y el galápago.

Valoración: 7,398

Tráiler de la película

Ficha

Título Original: La tortue rouge.
Director: Michael Dudok de Wit.
Guionistas: Michael Dudok de Wit, Pascale Ferran.
Reparto: Animación.
Productores: Pascal Caucheteux, Vincent Maraval, Grégoire Sorlat, Toshio Suzuki, Isao Takahata.
Música: Laurent Perez Del Mar.
Fotografía: Animación.
Montaje: Céline Kélépikis.
Países Participantes: Francia, Bélgica, Japón.
Año de Producción: 2016.
Duración Original: 80 minutos.
Calificación por Edades: Apta para todos los públicos.
Género: Animación, Aventuras, Drama, Fantástica.
Estreno (España): 13 de enero de 2017.
DVD (Venta): 23 de mayo de 2017.
Distribuidora (España): Karma Films.
Espectadores (España): 19.081.
Recaudación (España): 113.682,15 €.

Cartel:La tortuga roja (2016)

Crítica

13-01-2017 – JOSU EGUREN

Prisionero del Edén

De la asociación entre Studio Ghibli y el veterano animador francés Michael Dudok de Wit (la admiración de Hayao Miyazaki hacia su cortometraje "Father and Daughter" (2000), ha hecho posible esta coproducción), nace esta hermosa fábula protagonizada por un Robinson anónimo varado en una isla de la que una misteriosa criatura le impide escapar.

Náufrago en el paraíso, pero víctima de una angustiosa soledad de la que es testigo un pequeño grupo de cangrejos de playa, el protagonista de "La tortuga roja" recorre desesperado cada palmo del Edén en busca de una escapatoria que llega de una manera totalmente insospechada. Es a partir de aquí cuando la película renace partiendo de las claves estéticas esbozadas por Dudok de Wit en el primer tercio del metraje. La historia es la misma pero su alcance se multiplica mediante una prodigiosa síntesis del espacio-tiempo capaz de condensar la alegría, el amor y el dolor de toda una vida en planos que operan a modo de breves poemas enlazados por la línea clara de una animación delicada y poética.

Tan sensible como alérgica a la sensiblería, "La tortuga roja" emparenta con el panteísmo latente en la filmografía miyazakiana proponiéndo un modelo armónico de relación entre el hombre y entorno que no es un seguro contra las catástrofes naturales.

Brillante en la iteración de encuadres que el paso del tiempo dota de nuevos significados, Dudok de Wit construye un rico universo de relaciones, sin diálogos ni primeros planos, en el que las emociones se transmiten a través del éter, que se hace forma en una espléndida y ejemplar secuencia final.

El dominio de la perspectiva es pilar esencial de la depuradísima gramática del vacío con la que Dudok de Wit llena de instantes memorables una película que se hará poso eterno en la memoria de cualquier aficionado.

Compartir este post

Repost 0

Comentar este post